El truco del peregrino

Ilustración: Fernando Noriega
Texto: Anthony de Mello (El canto de la rana)

Un anciano peregrino recorría su camino hacia la montañas del Himalaya en lo más crudo del invierno. De pronto, se puso a llover. Un posadero le preguntó:
—¿Cómo has conseguido llegar hasta aquí con este tiempo de perros, buen hombre?
Y el anciano respondió alegremente:

«Mi corazón llegó primero
y al resto de mí le ha sido fácil seguirle».

También puede interesarte

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad